LA IMPORTANCIA DE LOS ODS EN LA ESTRATEGIA DE RSC DE LAS EMPRESAS

In this article:

Autor: Alexis Reyes Arasme

Marketing Specialist Dentsply Sirona Academy / KOL Manager Dentsply Sirona Implants Iberia y Coordinador de RSC.

Máster en  Dirección de la Responsabilidad Social en el marco de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

 

Los Objetivos de Desarrollo Sostenibles (ODS) suponen una oportunidad única para que las empresas incorporen en su estrategia de RSC, acciones que ayuden en la consecución de estos objetivos. Estos pueden servir de guía u hoja de ruta para definir las estrategias de la empresa, crear valor compartido y asegurar que las actuaciones tengan significado para sus grupos de interés.

Desde que han sido aprobados, los ODS buscan movilizar esfuerzos a nivel global en torno a un conjunto de metas comunes, en las cuales las empresas juegan también un papel fundamental. No se trata únicamente de conocerlos, sino también de analizarlos, de identificar cada una de las metas y de diseñar mecanismos para mitigar los riesgos y aprovechar las oportunidades.

Cada vez más, las organizaciones optan por implementar planes de responsabilidad social alineados con los ODS, que les permite crear y mantener una imagen positiva ante sus grupos de interés. Como prueba de ello, el “V Informe del Impacto Social de las Empresas” llevado a cabo en 2018 por Deloitte y la Fundación SERES (Fundación Sociedad y Empresa Responsable), señala que el 90% de las empresas participantes afirman contemplar los ODS en sus estrategias de RSC.

Sin embargo, la incorporación de los ODS en la estrategia de la empresa, lejos de ser una herramienta de marketing, implica también entender cada uno con profundidad, familiarizarse con ellos, priorizarlos, para luego poder traducirlos en objetivos empresariales que se integren en la estrategia del negocio.

La buena noticia es que toda empresa, independientemente de su tamaño, tiene el potencial de involucrarse con uno o varios de los 17 ODS de una manera efectiva, siempre que identifique aquellos objetivos que realmente se alinean con su negocio y que puedan convertirse en oportunidades para su mercado.

Por ello, las empresas podrán capitalizar numerosos beneficios, entre los que se encuentran los siguientes:

  • Mejora del clima laboral: un ambiente en el que los empleados se sienten identificados y motivados con los valores de la empresa hace que la relación entre ellos y con la empresa mejore, y consecuentemente también mejora la productividad.
  • Fomenta la innovación: del mismo modo que la motivación genera más productividad, tener a los equipos motivados también ayudará a fomentar la creatividad y la innovación.
  • Mejor aprovechamiento de recursos: Una de las ventajas de integrar los ODS, es poder tener un mejor aprovechamiento de los recursos e incluso tener la posibilidad de acceder a financiación mediante la inversión responsable. Además, la empresa podrá encontrar en modelos de negocio, como lo es la economía circular, un nuevo esquema para producir, vender, y trabajar de una manera sostenible y socialmente responsable.
  • Incremento de fidelización de clientes: una empresa responsable no sólo atrae nuevos clientes, sino que también consigue una mayor vinculación de sus clientes actuales. Los clientes actuales toman conciencia de su empresa proveedora y consecuentemente incrementan su atractivo por la empresa socialmente responsable siendo más fieles.

Los ODS no solo fomentan que las empresas y el gobierno trabajen en equipo, sino que también fortalece la relación con sus grupos de interés, aumenta la credibilidad y confianza por parte de las organizaciones.

  • Mayor competitividad y mejor desempeño: Cuando las empresas integran el cumplimiento de los ODS a su ADN, se vuelven más competitivas y mejoran su rendimiento.
  • Mayor transparencia y comunicación: Las empresas deben comunicar sus avances y resultados en materia de sostenibilidad y demostrar cómo sus estrategias han logrado impactar de manera positiva para el cumplimiento de los ODS.
  • Ayuda a mejorar la imagen corporativa: todos los puntos anteriores, también nos posicionan de forma destacable ante los clientes y clientes potenciales. Ello puede convertirse en una ventaja competitiva.

Finalmente, los ODS han de entenderse como una oportunidad para que se ponga en valor la contribución que la RSC realiza con respecto a la misión empresarial y adquiera más peso dentro de la misma. Su integración dentro de la estrategia supone un desafío para las empresas, ya que les obliga a ampliar el campo de visión para pensar en el conjunto de la humanidad y no únicamente en la comunidad más cercana, contribuyendo de esta manera a generar mayor impacto global. Esto les permitirá asegurar su permanencia a largo plazo, fortalecer su imagen corporativa y cumplir con los requisitos regulatorios.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario

Share this post

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Recent articles

Featured articles